Aunque estos últimos años el superávit de servicios (el turismo especialmente) ha amortiguado los déficits en el resto de la Cuenta Corriente, lo cierto es que el desbalance exterior es un problema estructural que sigue lejos de encauzarse.

Últimas publicaciones

Volver